Boletín N°212  del  28-08-2015

Trabajadores marítimos portuarios solicitan

mesa negociadora a EPV

Objetivo del movimiento sindical es buscar la aprobación de una red de protección social

 
 

 

 

Un paso más en el camino por conseguir una salida "digna" en el marco de la actual licitación del Terminal 2 Espigón dio ayer el Frente Amplio por la Dignidad y los Derechos de los Trabajadores Marítimos Portuarios de Valparaíso, movimiento sindical que tras realizar una marcha pacífica por el centro de la ciudad llegó hasta la empresa portuaria con el objetivo de solicitar la formación de una mesa negociadora, dejando sin efecto cualquier acuerdo suscrito en el proceso anterior.

Juan Díaz, vocero del grupo que reúne a 10 sindicatos más una corporación de trabajadores extra portuarios, aclaró que el documento base busca la aprobación de una red de protección social que entre los puntos más importantes plantea bonos de compensación para los trabajadores que se mantendrán en el rubro, independiente de la modalidad laboral; pensiones de gracia para aquellos que por sus condiciones físicas deberán desvincularse, además de la necesidad de reconocer la calificación vigente de la labor marítima portuaria como trabajo pesado, entre otras medidas.

Díaz precisó que la propuesta ya fue presentada en los ministerios de Transporte, Hacienda, Trabajo e Interior, y también en la Intendencia Regional y la Gobernación a través de la cual se solicitó conformar un organismo negociador que permita desarrollar un sistema definitivo de relaciones laborales y, de paso, dar solución al trabajo informal en el sector.

"Ya se cumple el plazo de 10 días hábiles que establecimos para recibir una respuesta, pero hasta este minuto no hemos recibido noticias por parte de las autoridades regionales ni nacionales. El Gobierno siempre se jacta de que prefiere el diálogo, pero nosotros también queremos soluciones a los problemas de los trabajadores portuarios y no vamos a retroceder ni un centímetro en nuestras demandas", acotó el dirigente.

En el caso de los bonos de compensación para los trabajadores portuarios de más de 15 años de antigüedad, el documento establece que les corresponde percibir un monto líquido de $20 millones y pagado en una cuota, sin descuentos. Mientras que quienes tengan entre 10 y 14 años de antigüedad y entre 5 y 9 años, recibirían $16 millones y $12 millones, respectivamente. En tanto, los trabajadores que tengan cuatro años de antigüedad, obtendrían $6 millones.

El abogado Francisco Labraña, uno de los asesores legales del Frente, aclaró que en la actualidad no existe ninguna organización de derecho que represente a todos los trabajadores del Puerto de Valparaíso, sino diversas organizaciones de hecho entre las que se cuenta dicho movimiento sindical.

El profesional que representó a la Coordinadora de Trabajadores Portuarios de Coquimbo en el reciente proceso licitatorio, agregó que "cualquier acuerdo que estos mismos trabajadores suscribieron con antelación hoy lo desconocemos porque la dinámica de los mismos sindicatos genera nuevas dirigencias y, segundo, porque las condiciones en las cuales se firmaron esos acuerdos hoy no son las mismas por cuento estamos en un proceso de licitación diferente que tiene una realidad económica y social distinta".

Labraña sostuvo además que el objetivo es constituir la mesa negociadora con la Empresa Portuaria Valparaíso a fin de negociar con la entidad pública las condiciones de la licitación, mientras que con el Estado "estaríamos negociando las pensiones de gracia, no obstante, pensamos que el Estado también tiene que hacerse responsable independientemente de que exista una empresa pública que pueda asumir estas demandas, que no son netamente económicas, sino también sociales", subrayó.

Juan Díaz remarcó que uno de los puntos más relevantes del petitorio es el que tiene que ver con las pensiones de gracia para todos los trabajadores que al momento de la firma tengan 50 años de edad y/o fracción de seis meses y 10 años de servicios como mínimo en empresas de la industria portuaria de Valparaíso, además de mantener su permiso portuario vigente a la fecha que se concrete la entrega del terminal N°2 al concesionario.

Fuente: El Mercurio de Valparaíso

 

 Fenatraporchi